Buscar

La FINTECH y la crisis de la Banca tradicional 

En pleno siglo XXI la banca tradicional ecuatoriana sigue basando su crecimiento en el mutuo o préstamo, tan antiguo como la moneda misma. No hay que quejarse en el siglo XX nacieron algunas figuras “innovadoras” como el factoring, el leasing, renting, si todo con “ing” el gerundio que en lengua inglesa denota movimiento. Sin embargo la Banca ecuatoriana, pese a su crecimiento y su solidez, tiene ante la actual crisis muchos retos, tareas y camino por recorrer para llegar a cumplir las expectativas de un mercado que si debe competir con los grandes del mundo para ganarse un lugar en su sector.

El sector bancario ecuatoriano, ha gozado de algunas ventajas (para los bancos locales) o no sé si decirlo más bien desventajas (para los clientes). Nuestro mercado es pequeño por un lado, y por otra parte nuestro país no genera, en sus estructuras económicas, sociales y políticas, la confianza necesaria para que la banca internacional venga a competir. La única excepción que confirma la regla es Citibank. Un Banco de talla mundial que muchos se preguntan porqué ha permanecido en el Ecuador?. Una de las explicaciones es que Citibank es el Banco internacional de confianza local. Muchos inversionistas locales desean asesoría para diversificar su riesgo y colocar sus dividendos en otras localidades y productos de inversión, pese al 5% del ISD.

Por ello es saludable hacer un poco de historia. Cuando era un abogado joven, hacia finales de los años 80, entré a trabajar en uno de los Grupos más dinámicos del Ecuador, con el interés de ir a mi verdadero destino que era la asesoría financiera y de negocios. Ese Grupo Financiero, que era el Grupo Popular quería avanzar más rápido que los competidores. Comenzamos a diseñar nuevos productos. Buscábamos como podíamos acoplar nuestra legislación comercial, cuyo Código de Comercio databa de los años 20, con los productos financieros de avanzada. Aunque parezca increíble era cierto, teníamos que conducir un vetusto auto de los años 20 en una autopista, en la que debíamos ir a 60km/h para que los otros Bancos que iban a 40 km/h no nos alcancen. Perdonen la comparación automovilística, pero es la mejor forma de explicarlo y guardar las proporciones. No es que íbamos muy rápido. Sin embargo, queríamos ser creativos en aplicar figuras “innovadoras” para nuestro mercado, y en realidad se creó la primera mesa de dinero en Ecuador y se implementaron las primeras operaciones de factoring, se lideró en operaciones de leasing y se incursionó en Banca de Inversión asesorando las primeras emisiones de obligaciones y la compra de empresas para luego. de un proceso de reconstrucción. volverlas a vender en el mercado. Aunque parezca increíble en 1987 ya teníamos correo electrónico interno y procesos modernos. Paralelamente en Ecuador se estaba gestando una historia particular y especial en Sud América. Si en verdad, que no se crea que el protagonismo en América Latina solo se dio el 10 de Agosto de 1809. Banco del Pacífico entraba en la era digital e instalaba un centro de informática pionero en Ecuador y en Sud Amérca. Desarrollaron sistemas informáticos de avanzada, que pusieron a la Banca ecuatoriana en la verdadera autopista; si en la ruta de lo que se convertirá en la carrera financiera mundial en los actuales momentos, la Fintech. Pero que pasó?, porque no aprovechamos ese impulso genuino y disruptivo para avanzar hacia la conquista de mercados regionales. La respuesta no la tengo, pero intuyo que, para dar esos saltos, un Grupo necesita un poder de capitalización tal que, una mentalidad tradicional de dejar todo en familia, no iba a ayudar a que una idea innovadora permita abrir el capital del Banco y viajar a 100 km/h en una autopista que ya teníamos Ferrari y Porsche que van sobre los 200 km/h

Bueno, pero qué tiene que ver esta historia con los retos de la banca tradicional. Ya lo explico.

Les remiendo leer esta nota de uno de los Bancos con mejor visión, en el mundo moderno de la tecnología, el BBVA.

https://www.bbva.com/es/la-re-evolucion-del-ecosistema-financiero-en-bbva-open-talks/

Paso solamente a citar algunas frases que BBVA decía ya en 2018.


Como han podido leer, no lo digo yo, sino uno de los Bancos más competitivos del mundo y es de origen español, el BBVA: “los bancos tradicionales podrían no llegar a tiempo a la transformación…”

Es por ello qué les invito a reflexionar que las barreras artificiales, como son la percepción de riesgo, podrían no ser suficientes para que en un futuro cercano la Fintech venga y tome su lugar en el mercado ecuatoriano. Ya no se requieren edificios lujosos y sofás cómodos, basta con un buen computador, un cuenta bancaria digital y dinero y obviamente la eliminación del ISD, una barrera jurídica y fiscal para que interactuemos con el mercado internacional.

Esto es, los banqueros tradicionales deben seguir el ritmo de los ingenieros de sistemas, matemáticos y otros técnicos y científicos que no se prepararon para analizar el riesgo de crédito y la estructura de una operación financiera. Eso mismo, ya lo hacen las computadoras y mucho mejor que un financiero graduado en una de las mejores universidades del mundo.

Sin desmerecer el gran esfuerzo de la Banca ecuatoriana de incorporar sistemas de banca electrónica moderna y algunos Bancos incluso avanzar a incluir sistemas modernos de seguridad como es la identidad biométrica, este gran esfuerzo todavía no es suficiente.

No esperemos que venga una grúa FINTech y nos remolque por la autopista, para ir sobre los 100km/h. Debemos planificar, hacer cambios de mentalidad, cualitativos y acoplarnos a la velocidad que nos imprime el mundo del siglo XXI, y más importante que ello, hay que acoplarse a las necesidades de los clientes de los bancos, en un mercado cada vez más exigente y competitivo

Santiago Cornejo Mignone

1/08/2020


0 vistas

© 2020 by nuevoacuerdoecuador.org

Llama ahora:

+593 9 99931281

Encuéntranos: 

Av 12 de Octubre N26-97. Torre 1492, of 607